Recursos ante la Administración

On mayo 10, 2012, in Recursos ante la administración, by Alfonso Perona

Por Alfonso Perona Gómez y Blanca Gifre Alvarez. Abogados.

Cremades & Calvosotelo. Barcelona

aperona@cremadescalvosotelo.com

 

Todo acto o actividad de una administración pública está sometido a la revisión de sus actos por otros órganos de la administración o por los tribunales de justicia.

Ello se traduce en la práctica a que todo acto de la administración está sometido a un procedimiento, que viene marcado por las normas y leyes y que permite que antes de llegar a la vía judicial podamos alegar por medio de recursos ante la administración cuando no estamos conformes o consideramos que nos perjudica una actuación de la administración, sea en una licitación o en una decisión sobre otros aspecto de las relación entre particulares y administración.

Los escritos que podemos presentar ante la administración, que se denominan recursos pueden ser de tres clases:

Recurso de Alzada

Recurso de Reposición

Extraordinario de Revisión.

 

recursos ante la administración

 

 

Cada tipo de recursos tiene sus características, pero existen unos aspectos comunes a todos los recursos que son:

La persona que interpone un recurso debe estar legitimada para ello o debe tener un interés en el procedimiento o en la resolución del conflicto.

Se pueden interponer recursos en representación de otra persona, pero se debe acreditar la representación mediante documento público o privado o bien por poder dado ante el propio órgano de la administración.

El escrito del recurso se debe interponer ante un órgano de la administración que sea competente para resolverlo y que suele estar indicado en el pie del acto (escrito o notificación) que se nos envía y deseamos recurrir.

 

Los recursos administrativos no necesitan de una forma especial, solo se debe indicar el motivo de nuestro recurso y acreditar lo más y mejor posible las alegaciones que planteamos.

La forma de presentar un recurso puede ser la tradicional en papel o bien por medios informáticos, pero siempre se debe garantizar el contenido del escrito y que exista constancia del envió y recepción al destinatario. Aunque los escritos de alegaciones no necesitan una forma especial, si que debe contener unos requisitos mínimos en el escrito que se presenta ante la administración:

 

  • Nombre y apellidos, con identificación (DNI o NIF), de la persona que recurre y si es por representación, que acredite la misma.
  • Acto concreto de la administración que se quiere recurrir, suele tener siempre un número de expediente que debemos citar, así como el motivo de nuestra impugnación.
  • Organismo de la administración ante quien se presenta el recurso, así como lugar donde queremos recibir las próximas notificaciones de la administración.
  •  Por último Lugar, fecha y firma del escrito.
  •  Como recomendación final y muy práctica, la presentación del escrito se debe realizar en los plazos de días que la ley marca y que normalmente nos indican en el escrito o documento que queremos alegar.

 

El acudir a un abogado experto en temas de normativa administrativa supone la ventaja de  que velara por todos los aspectos formales y legales para defender nuestros derechos.

 

Seo